Etiquetes

El cas de Miguel Conejos Nogueras és el més dramàtic dels repressalitats pel règim franquista durant els primers anys de la dictadura. Conejos va ser un de les poques persones nascudes a Dosrius que va ser ajusticiada pels tribunals militars i el seu procés està marcat per la manca absoluta de garanties legals i processals i va estar fortament condicionat per la seva participació en altres accions que no estaven directament relacionades amb els fet pels quals se´l va jutjar i posterioment condemant a mort.

 

El 26 de febrer de 1939, dos ciutadans de Caldes de Montbui, Isidro Sofá i Pedro Serra denunciaven a Nogueras perquè: “…salió con armas en el intento de asesinato del declarante Pedro Serra Millán, formando parte de la guardia, y que no se completó por encasquillársele la pistola, después de haber disparado dos tiros”. Després d’aquesta denúncia d’intent d’assassinat, la policia detindria Nogueras el 7 de març de 1939 i consta que estava a la presó de Granollers el 8 de març de 1939.

Nogueras declara que té “…treinta y cinco años de edad, casado, de oficio cantero, natural de Dosrius (Barcelona) y vecino de esta villa, que con relación a cuanto se le pregunta, dice estaba afiliado a la C.N.T. antes de iniciar el Glorioso Movimiento Nacional, y que durante este continuó preteneciendo al mismo, y que en los primeros días le pusieron a prestar servicios de vigilante en una pollería por cuenta del dueño de la fábrica Señor Rivas, y que transcurrido unos ocho días, le ordenó la Sindical que tenía que prestar servicios de control en la Estación y carretera, con el objeto de pedir a los transeuntes y conductores el correspondiente pase, para este servicio le proveyeron de una pistola grande o revólver, cuyo arma le entregó un individuo apodado ‘el Rubio’ cuyo nombre desconoce y que este servicio lo prestó diariamente por espacio de ocho días consecutivos., transcurrido este entregó el arma al mismo individuo que se la facilitó; que posteriormente le fue ordenado marchar al frente cuyo mandato cumplimentó, yendo a formar parte de la División Durruti en el frente de Aragón y que una vez muerto el citado ‘Durruti’  que el que quisiera podía marchar a su casa, habiendo estado en la citada División unos seis meses y al regresar a esta localidad, se dedicó a su trabajo; que posteriormente unos meses antes de incorporarse su quinta, marchó voluntario para escoger Cuerpo, ingresando en Ingenieros que se hallaba destacado en Camarasa (Lérida) posteriormente pasó al Tercer Regimiento de Zapadores en retaguardia…

Preguntado  a fin de que manifieste la intervención que tuvo en el intento de asesinato frustado de Pedro Serra Millán dijo en ocasión de haber venido del frente con permiso en unión de otros veinticinco de distintos pueblos y de la Capital acordaron celebrar una fiesta en día posterior al que concurrieron varios de Barcelona en número de seis o siete y otros tantos de los pueblos inmediatos, celebrando comida y baile, a la terminación de este marcharon para acompañar a los que iban a Barcelona; que al llegar el automóvil que les condujo a la Capital, se enteró de que había intentado asesinar a Pedro Serra en su domicilio, haciendole estas manifestaciones el hijo menor de Malla que formaba en el grupo que intentó asesinarlo, en el mismo figuraba un tal Samarrugas ambos de esta localidad y dos de Barcelona apodados (‘Apolo’ y ‘El Negro’) ambos trabajadores ferroviarios de la Estación del Norte de dicha Capital, que el Soria se lamentaba con frases mal sonantes las siguientes palabras: ‘Este se me ha espapado’ y como quiera, que el individuo en cuestión tenía un cierto parecido en estatura y contrucción al declarante, se corrió de voz pública que habia sido el autor del hecho el que dicente, enterándose de esto cuando regresó de Barcelona, apresurándose a presentarse en el domicilio del ya referido Serra para justificarse de que él no había tenido participación en el hecho”.

La Falange de Caldes de Montbui diu que Conejos “…era extremista; durante el movimiento formó en la llamada Patrullas de Control de la CNT-FAI, al servicio de los dirigentes rojos del Comité Revolucionario, que le encomendó tareas tales como la de ‘liquidar’ personas de orden, entre ellas Pedro Serra Millán, el cual logró escapar por milagro; intervino en registros y requisas y se fue voluntario al frente de donde volvió más tarde, seguramente después de haber cometido desmanes a porfía”.

La Guàrdia Civil diu que Conejos estava afiliat a la CNT des de 1917.

Segons l’Ajuntament de Caldes de Montbui, Nogueras “Formó parte del grupo de defensores de la sedición del 6 de Octubre de 1934, idealizando su sueño de que, con la revolución, se aprovechan de lo que más apetecen. Compañerismo y camaradería, sin dirección de ninguna clase para organizar, solamente para obedecer, acomodados a sus deseos. […] No se concretan los indicios racionales de criminalidad directa, pero sí que iba de escolta con filiales del Comité y Patrullas, por varios pueblos de la provincia, a hacer alguna de las suyas, y solamente se sabe figuraba acompañante del coche en el que iban a recoger a un vecino de esta, el cual, escapándose de las garras de unos incontrolados, fue tiroteado, salvando la vida.”

Pedro Serra Millán, de 33 anys, natural de Caldes de Montbui, casat, electricista i domiciliat a Pi i Margall, 10, declara que Conejos “habiendo dicho al advenimiento de la República que “a los que llevaban el cuello duro había de apretárselo. Que en los sucesos del treinta y cuatro hizo guadia armado y fue uno de los que se trasladaron a Sabadell en busca de más armamento.

Que en las elecciones de Febrero repartió candidaturas y coaccionó a los votantes de derecha.[…] Que se encontraba en el coche, en que se pretendió llevar a asesinar al declarante, en compañía de dos pistoleros de Barcelona. Que la anterior afirmación la hace el declarante por haber visto al inculpado dentro del citado coche que al momento de pretender hacerle subir escapó el declarante siendo perseguido a tiros por los pasillos de una casa, ignorando si el inculpado fue uno de los que le siguieron aunque es casi seguro.

Que por éste hecho y por haber hecho guardias de […] fueron asesinados los primeros vecinos de Caldas de Montbui y cree el declarante al inculpado responsable de asesinatos.

A la declaració indagatòria, Conejos declara que té 35 anys, casat, fill de Miguel i de Maria, picapedrer, natural de Dosrius. veí de Caldes de Montbui, carrer Aparicio, 45, amb l’ull dret inútil. Declara que té tres testimonis com a coartada de què estava al ball en el moment de l’intent d’assassinat.

Segons Serra Millan, l’intent d’assassinar-lo va ser a les 10 i mitja del 7 de desembre de 1936 i  “Que una hora más tarde el que declara, se encontró con el Conejos y los restantes ocupantes del coche, en la misma calle, pero como en este momento, pasaba acompañado del Delegado local de Defensa al que el que declara se había presentado, y acompañado también de sus familiares, los del grupo, se limitaron a decirle: “Ahora Pasas, pero otro día no pasarás.

Que el inculpado el día que se trató de asesinar al declarante, comió en compañía de los elementos forasteros a Caldas, que también ocupaban el coche, yéndose en compañía de ellos en Barcelona después de haberse cruzado con el que declara en la calle.

Que al día siguiente de regreso de Barcelona, se presentó en casa de los padres del que declara, y, con todo cinismo, dijo que de haber sabido lo que se tramaba no hubiese ido a Barcelona con los forasteros; desprendiéndose de estas manifestaciones que queriendo quedar bien no daba una explicación razonable.

Que de haber alguna persona en Caldas que tuviese interés en eliminar al que declara, esa sería el inculpado, con el que el declarante se había encontrado por razones políticas más de una vez.”

Jaime Malla Carrera declara que va coincidir amb Conejos al Front d’Aragó i que no creu que tingués res a veure en l’intent d’assassinat.

Teresa Banus Puig declara que el grup de forasters va visitar casa seva dues vegades amb la intenció de detenir al seu marit.”…sin embargo es rumor público en Caldas que el inculpado se debía tratar bastante con los repetidos elementos forarestos a los que acompañó en Caldas y de los que eran camarada en el frente de combate.”

A l’autoresum, s’afirma que Nogueras “…formó parte del grupo que fue a asesinar a Pedro Serra, el cual se salvó por haberse encasquillado la pistola de uno de los agresores […] que se le supone complicado en asesinatos ya que con frecuencia salía en viajes nocturnos con destino ignorado”

Conejos negaria tots els càrrecs, però se’l traslladaria a la Presó Cel·lular. El Tribunal va jutjat Miguel Conejos Nogueras l’1 de maig de 1939 i va ser condemant a la pena de mort. Seria executat el 21 de juny de 1939.

IMG_7702

IMG_7698

 

 

Advertisements